¿Qué es la Reducción de Daños?

La reducción de daños en un sistema que incorpora un espectro de estrategias que van desde un uso más seguro, hasta el uso controlado y la abstinencia para conocer a los consumidores de drogas. Abordando las condiciones de uso junto con el uso en si mismo.

Información

Debido a que la reducción del daño exige que las intervenciones y políticas diseñadas para servir a los usuarios de drogas reflejen las necesidades individuales y comunitarias específicas, no existe una definición o fórmula universal para implementar la reducción del daño.

Los derechos humanos se aplican a todos. Las personas que usan drogas no pierden sus derechos humanos, incluído el derecho al más alto nivel posible de salud, a los servicios sociales, al trabajo, a beneficiarse del progreso científico, a la libertad de la detención arbitraria y a la libertad de los tratos inhumanos y degradantes.

La reducción de daños se opone a las heridas y daños deliberados infligidos a personas que usan drogas en nombre del control de drogas y la prevención de las mismas, y promueve respuestas al uso de drogas que respetan y protegen los derechos humanos fundamentales.

Enfoque

Los enfoques de reducción de daño son prácticos, viables, efectivos, seguros y rentables. La reducción de daños tiene el compromiso de basar la política y la práctica en la evidencia más sólida disponible. La mayoría de los enfoques de reducción son baratos, fáciles de implementar y tienen un gran impacto en la salud individual y comunitaria.

Los profesionales de reducción de daños reconocen la importancia de cualquier cambio positivo que los individuos realicen en sus vidas. Las intervenciones de reducción de daños son más facilitadoras que coercitivas, y se basan en las necesidades de las personas. Como tal, los servicios de reducción de daños están diseñados para satisfacer las necesidades de las personas donde se encuentran actualmente en sus vidas. Las pequeñas ganancias para muchas personas tienen más beneficios para una comunidad que los logros heroicos logrados para unos pocos. Es mucho más probable que las personas tomen varios pequeños pasos en lugar de uno o dos grandes pasos.

Soporte

· Aceptar, para bien o para mal, que el uso lícito e ilícito de drogas es parte de nuestro mundo y opta por trabajar para minimizar sus efectos perjudiciales en lugar de simplemente ignorarlos o condenarlos.

· Entender el uso de drogas como un fenómeno complejo y multifacético que abarca un continuo de comportamientos desde el abuso severo hasta la abstinencia total, y reconoce que algunas formas de usar drogas son claramente más seguras que otras.

· Afirma que los usuarios de drogas son los principales agentes para reducir los daños del consumo y busca capacitar a los usuarios para compartir información y apoyarse mutuamente en estrategias que cumplan con sus condiciones reales de uso

· Reconoce que las realidades de la pobreza, la clase social, el racismo, el aislamiento social, los traumas del pasado, la discriminación basada en el sexo y otras desigualdades sociales afectan tanto la vulnerabilidad como la capacidad de la gente para enfrentar eficazmente los daños relacionados con las drogas

Nuestro Objetivo

El objetivo de la reducción del daño en un contexto específico a menudo puede organizarse en una jerarquía con las opciones más factibles en un extremo (por ejemplo, medidas para mantener a las personas sanas) y las opciones menos factibles pero deseables en el otro extremo. La abstinencia se puede considerar una opción difícil de lograr pero deseable para la reducción de daños en dicha jerarquía. Mantener a las personas que usan drogas vivas y prevenir un daño irreparable se considerar la prioridad más urgente, mientras se reconoce que puede haber muchas otras prioridades importantes.

NO INTENTAMOS MINIMIZAR O IGNORAR EL DAÑO Y PELIGRO REAL Y TRÁGICO ASOCIADO CON EL USO DE DROGAS LÍCITAS E ILÍCITAS. TRABAJAMOS EN BASE A ESO.

Políticas y prácticas desafiantes que maximizan el daño

Muchos factores contribuyen a los riesgos y daños relacionados con las drogas, incluidos el comportamiento y las elecciones de las personas, el entorno en el que usan drogas y las leyes y políticas diseñadas para controlar el consumo de drogas.
Políticas y Prácticas

Políticas y Prácticas

crean o agravan de manera intencional o involuntaria riesgos y daños para los usuarios de drogas

Estos incluyen: La criminalización del uso de drogas, la discriminación, las prácticas policiales abusivas y corruptas, las leyes y políticas restrictivas y punitivas, la negación de los servicios de atención médica y reducción de daños que salvan vidas, y las inequidades sociales.

Reducción de daños

Reducción de daños

Deben ayudar a las personas a cambiar su comportamiento

Pero también es esencial desafiar las leyes y políticas internacionales y nacionales que crean entornos riesgosos que usan drogas y contribuyen a los daños relacionados con estas mismas.

Información y educación

Información y educación

Creemos en una educación en forma de concientización en vez de la prohibición como tal.

Uno de los factores que más se ha tenido que luchar es la ignorancia acerca de estos temas, especialmente cuando la etiqueta envuelve una serie de apreciaciones morales y sociales que muchas veces no es la más correcta.

Ponte en contacto

espacio@psic0nautas.com